Cuando la voz es herramienta de trabajo

mielPor Beatriz Díez
He tenido la suerte de regresar a Madrid por unos días y la ciudad me ha recibido de la mejor forma posible, con sol, temperaturas agradables y muchas caras amigas. La razón del viaje es laboral, pero el hecho de que esta sea mi ciudad hace que también pueda disfrutar de espacios de tiempo libre que me hacen sentir como si estuviera de vacaciones. Todo muy favorable, excepto el susto de esta mañana: tenía que enviar un informe a la radio, y me he despertado con un débil hilito de voz.

En momentos así recuerdo la importancia que tiene la voz en mi vida actual, siempre la ha tenido, pero ahora me siento culpable por no  cuidarla como lo que es: mi principal herramienta de trabajo. ¿Qué hacer, cuando sabes que al otro lado los colegas están esperando que les envíes el informe radiofónico para emitir en la Matinal y ves que no te sale la voz frente al micrófono? Calentar agua, preparar un té con limón, hacer gárgaras (no metafóricas sino reales), hacer ejercicios sonoros para sorpresa de los vecinos o compañeros de convivencia,  y encomendarse a los hados.

Por fortuna, el informe salió, con una voz más ronca que limpia, y me he prometido cuidarme intensamente para poder seguir haciendo mi trabajo estos días. Sigo investigando para la serie especial que emitiremos en mayo sobre la controvertida cuestión del aborto, y he aterrizado en Madrid en pleno debate social sobre el tema. Por cierto que, gracias a la inspiración de un buen compañero,  ya tengo nombre para la serie: “Dilemas”.

Definitivamente no creo que la cuestión del aborto se pueda abordar desde una posición de blanco o negro. Son muchos los aspectos que se deben considerar, no sólo el dilema moral o religioso, y no es fácil reconciliar posiciones contrarias, pero creo que es bueno esforzarse por que se mantenga el diálogo, por que podamos hablar sobre ello sin tirarnos los trastos a la cabeza, y por comprender el razonamiento de quien tiene una opinión opuesta a la nuestra.

Esto parece difícil ahora mismo en España, tal como están planteadas las distintas posturas, pero confío en que la tormenta se calme y afloren nuevos espacios de entendimiento colectivo.

2 respuestas a Cuando la voz es herramienta de trabajo

  1. Tom dice:

    No tengo un problema con mi voz, pero esta momento estoy sin palabras en todos los lenguas. Excepto el dicho en inglés ‘Keep up the good work’
    Y yo voy escuchar atentamente.

  2. lazaro diaz dice:

    Nada revela tanto el carácter de una persona como su voz. Habla en voz baja, habla despacio, y no digas demasiado,La armonía más dulce es el sonido de la voz de la mujer que se ama. su voz es un arma primordial
    en el trabajo que realiza ,sin ella seria muy dificil
    la comunicacion ,cuidela y protegela ,ademas esos remedios caseros le pueden hacer bien .

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: